El Diario Occidente trasladó esta pregunta a las diferentes entidades encargadas de las redes de energía, de fibra óptica de internet y de la posteadura de la ciudad, altamente afectadas por los casos de vandalismo que se registran.

De acuerdo con Libardo Sánchez, gerente de Telecomunicaciones (internet, televisión y telefonía), de las Empresas Municipales de Cali (Emcali), los equipos con los que se presta el servicio de internet están en unos armarios, de los cuales siete han sido vandalizados en las zonas del oriente, norte y sur de la ciudad.

“Sin embargo, nosotros manipulamos los anillos del servicio, por lo que más o menos terminaron afectados unos 5 mil usuarios. Nosotros ya restablecimos todo el servicio”, indicó Sánchez.

El Gerente explicó que para dañar este tipo de infraestructura hay que utilizar herramientas, y que en el caso de la infraestructura de telecomunicaciones como de energía, la gente, sobre todo los habitantes de calle, los afectan para robarse el cobre, lo cual ocurre a lo largo del año.

Por los actos vandálicos, señaló, “los daños ascienden más o menos a unos $2 mil millones, pero por la dejación de la prestación, por la compensación, por lo que tenemos que hacer en el servicio, son otros 2 mil millones, es decir, unos 4 mil millones”, informó el funcionario.

Sánchez aseguró que actualmente no hay zonas afectadas en la ciudad.

Energía

En cuanto a la infraestructura eléctrica, Marino del Río, gerente de la unidad de Energía de Emcali, afirmó que todo está bien.

“Estamos prestando el servicio normal con algunos daños que se presentan a veces en el sistema de distribución local y nos estamos demorando máximo un día en reanudar los servicios, pero por problemas de desplazamiento”.

Según del Río, en la ciudad hay normalidad total y no se ha visto afectada la infraestructura eléctrica. Los problemas, destaca, han sido en tema de alumbrado público por postes derribados.

Al consultar sobre la seguridad en la infraestructura, del Río dijo que se cuenta con vigilancia privada que da rondas permanentes, aunque no abarca toda la ciudad.

“El mecanismo con el que nos hemos venido dando cuenta sobre temas que afecten el alumbrado público o la infraestructura, ha sido a través de los videos que envía la gente, inmediatamente se comunica a la seguridad de la empresa y ellos actúan”, agregó el Gerente de Energía.

Posteadura

Vale la pena aclarar que en la ciudad hay postes que tienen un sistema de distribución que alimentan las viviendas o los negocios, lo cual maneja directamente Emcali, pero hay otros que cuentan con luminaria, y en este caso la empresa a cargo es Megaproyectos.

German Padilla es su gerente, quien nos explicó que ha sido su infraestructura la más afectada. “Tenemos una cifra preliminar que son más de 200 postes derribados, pero no es una cifra concluyente porque no hemos podido entrar a estos sectores que siguen bloqueados, y hasta que no tengamos acceso no podríamos obtener datos definitivos”, aseguró el funcionario.

Según Padilla, los daños podrían superar los $1.200 millones, pero aclaró que ese valor no es concluyente porque no se sabe la cimentación de los postes, ni cómo está el cableado o el sistema de distribución.

La mayoría de postes han sido vandalizados en el Paso del Comercio, al norte; otros en Meléndez, al sur; y en Puerto Resistencia, al oriente.

“Nosotros estamos muy preocupados, hemos seguido trabajando a diario tratando de que todos estos puntos dentro de la ciudad estén bien iluminados, pero obviamente estas dificultades nos limita en la prestación del servicio”, el Gerente de Megaproyectos.

Tomado de Diario de Occidente