El Gobierno nacional habría reanudado su plan de vender su participación en Interconexión Eléctrica S.A., según le dijeron a Bloomberg fuentes relacionadas directamente con esta operación.

Luego de poner en pausa la posibilidad de vender su participación en Interconexión Eléctrica (ISA) e informar a finales del año pasado que no vendería activos, sino que realizaría “optimizaciones de patrimonio”, el Gobierno nacional parece estar reviviendo sus planes para vender su participación en ISA.

Según conoció Bloomberg, en esta participación estarían interesadas empresas públicas colombianas, entre las que se destaca el Grupo Energía Bogotá (GEB). Por otra parte, Ecopetrol también estaría interesado, mientras que EPM podría estar considerando ampliar su participación, luego de que fracasara la venta de sus acciones en 2019.

Ninguna de las empresas mencionadas hizo comentarios al respecto, según informó el medio.

Al parecer, el proceso de ofertas podría iniciarse prontamente pues el Gobierno nacional necesita estos ingresos para financiar el presupuesto de este año, luego del impacto de la pandemia de la covid-19.

El Gobierno, a través del Ministerio de Hacienda y Crédito Público, posee el 51,41% de ISA, equivalente a 569.472.561 acciones, que en caso de venderse al precio de cierre de este martes $26.000 (máximo histórico) supondría para el país ingresos por $14,8 billones.

La posible venta de la participación de Gobierno en ISA a una empresa de servicios públicos cumpliría con la necesidad de más recursos, mientras que continuaría con la propiedad de la compañía indirectamente.

Tomado de Dinero 

Y es que si bien tanto EPM como el GEB son controlados por entidades departamentales y distritales, indirectamente son propiedad del Gobierno nacional. Cabe resaltar que EPM es el segundo mayor accionista de ISA con más del 8% de la participación.

Hay que recordar que el ministro de Hacienda, Alberto Carrasquilla, dijo el 27 de octubre de 2020 que el Gobierno nacional no tiene entre sus planes privatizar “absolutamente nada”, es decir que no planea vender el 100% de su participación en ninguna empresa.

Carrasquilla dijo que el Estado, a lo largo de los años, ha acumulado gran cantidad de activos, que representan hoy su patrimonio y que en algunos casos no necesariamente están bien utilizados.

“Hay algunos que podrían estar mejor en otra parte del balance del sector público agregado”, explicó el ministro de Hacienda en su momento.

Según cifras del Ministerio de Hacienda, la Nación tiene participación en 105 empresas cuyo valor suma poco más de $170 billones.